7/7/10

Un colectivo de bares pide que los jóvenes de 16 años puedan beber alcohol

         Compartir: Compartir Compartir Compartir Compartir Compartir Compartir

 

 Una notícia per a la reflexió…

SobreDrogues.net

Un colectivo de bares pide que los jóvenes de 16 años puedan beber alcohol 

Font: El País. 3 de juliol de 2010.
Descarrega’t la notícia original clicant aquí.

Volver a permitir la entrada en los bares a los jóvenes de 16 años para luchar contra el botellón. Es la petición que planteó ayer el vicepresidente de la Asociación de Empresarios del Ocio Nocturno de la Comunidad de Madrid, Dionisio Lara. “Desde que la ley antibotellón estableció el límite [de entrada en los bares] en los 18 años, dejó a los jóvenes entre los 16 y la mayoría de edad en la calle, sin oferta de ocio nocturno”, dijo Lara que reconoció que su propuesta era “políticamente incorrecta”.

“El botellón es una moda y no se puede combatir solo con argumentos policiales. Visto que la dificultad es grande y la solución no van a ser tampoco los botellódro-mos, esta posibilidad [la de permitirles el acceso a los locales], podría ser una de las posibilidades. Al menos en los bares se cumplen las medidas de seguridad, hay control sanitario, hay música y hay ambiente. Resulta cínico prohibir que entren en los locales y luego permitir que beban en la calle”, explicó el empresario.

Si se readmitiese a los menores en los locales de ocio nocturno, “el sector estaría dispuesto a jugar con bajadas de precios, bajadas de contenido alcohólico e introducción de mensajes de moderación”, explicó.

La conocida ley antibotellón entró en vigor en junio de 2002, impulsada por el entonces presidente de la Comunidad y actual alcalde, Alberto Ruiz-Gallardón. Su objetivo es acabar con el consumo de alcohol en la calle y regular su venta y suministro en comercios y bares.

Aplicar la ley

Ocho años después de haber entrado en vigor, el sector del ocio nocturno y el portavoz socialista en el Ayuntamiento, David Lucas, que se reunieron ayer para tratar los principales problemas del gremio, consideran que la ley no se está respetando. “El botellón ha ido aumentando y ni el Ayuntamiento ni la Comunidad están aplicando los más que suficientes mecanismos legales para evitar el problema”, criticó Lucas. Las reuniones de jóvenes para beber en espacios públicos son moneda corriente.

El portavoz socialista, que no comparte la postura de los empresarios de rebajar la edad para entrar en los bares, sí abogó por “una apuesta firme por el ocio nocturno”, que rompa con el “binomio alcohol-diversión”. Eso bastaría “para evitar muchos problemas de ruido y molestias”.

Tags de l'article:

Utilitza l'enllaç curt per les xarxes socials: